El 2 de abril se celebra el Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo por lo que es importante destacar que la vida de una persona con esta condición puede ser satisfactoria como la de cualquier otra persona.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la prevalencia mundial del Trastorno del Espectro Autista (TEA) se estima en 62 por cada 10,000 habitantes o 1 por cada 160 niñas o niños. En ese sentido, el Instituto Nacional de Salud del Niño (INSN) viene reportando un incremento en el número de atenciones a menores de edad con autismo a través de consultas externas.

La Dra. Hilda Serpa, jefa del Departamento de Investigación Docencia y Atención en Salud Mental, explicó que el alza de los pacientes con TEA en el INSN empezó a registrarse desde el 2021, pues antes, según explicó, el Trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDH) era el principal problema de salud mental tratado en el instituto.

Citó como ejemplo, que las atenciones para pacientes TEA en el servicio de Psiquiatría -a través de consulta externa- revelan que ahora es el 40% de la población atendida: 2019 (1,228), 2020 (pandemia-644), 2021 (1,222), 2022 (3,070), 2023 (5,648 que equivale el 39.5% de atenciones).

“Ahora el 40% de la población que viene al INSN por consulta externa es por TEA. Me imagino porque somos centro de referencia y quieren corroborar el diagnóstico. Además, los derivan de todo Lima y de algunas zonas de provincia e inclusive vienen de centros de salud comunitario. Creo que eso ha hecho el dispare del porcentaje”.

Con estas cifras, según indicó la Dra. Serpa quedaron en bajas cifras las atenciones por TDH, ansiedad, depresión, problemas de aprendizaje y trastorno del lenguaje. “Después de la pandemia los casos TEA se han despuntado enormemente”.

Asimismo, mencionó que, la población de pacientes con autismo que son tratados, en su mayoría, en el instituto pediátrico, tienen entre los 3 a 7 años.

Por su parte, la jefa del Servicio de Medicina Física y Rehabilitación del INSN, Lilian Martínez, informó que las consultas de Rehabilitación para niños diagnosticados con TEA representan el 45%. En el 2021 fueron 434 atenciones, en el 2022 se reportaron 1,547 y para el 2023 fueron 2,968. “Si vemos la tendencia para un 2024 nos acercaríamos a unos 4,000 niños. El crecimiento a es a nivel mundial. Se cree que ha mejorado la forma de diagnóstico”.

Los casos referidos al Instituto Nacional de Salud del Niño provienen sobre todo de Lima, y las zonas que lideran el ranking son San Juan de Lurigancho, Callao, Lima Provincias, Ate y Puente Piedra. En el caso de regiones aparecen Junín, Áncash e Ica.

Vale precisar que los menores que llegan al INSN por el Seguro Integral de Salud (SIS) o a través de referencias (Essalud o centros de salud mental comunitarios) pasarán por Psiquiatría infantil. De ahí, serían sometidos por evaluaciones de los servicios de Psicología, Genética, Neuropedriatría y posteriormente podrían ser derivados a Medicina Física y Rehabilitación.

DEMANDAN MAYOR PERSONAL PARA ATENDER CASOS TEA

Las doctoras Serpa Salazar (Salud Mental) y Martínez Álvarez (Medicina Física y Rehabilitación) reconocieron que el problema es la gran demanda de pacientes TEA que piden atención, y ambos servicios no tienen suficiente personal (entre médicos, psiquiatras, psicólogos, terapistas, entre otros), para atender el incremento de casos TEA que llegan desde diferentes regiones del país.

Solo el Departamento de Salud Mental está conformado por 9 psiquiatras y 17 psicólogos.

“Se tiene que fortalecer Salud Mental y Medicina Física y Rehabilitación porque ante la demanda debemos crecer y gestionar de mejor manera para dar un mejor servicio. Lo ideal es que no esperen tanto [por citas] y que los padres entiendan que estamos llenos de atenciones. Tienen que tener mucha paciencia y tienen que replicar todo lo que se hace o enseña a sus niños en la rehabilitación”, dijo la Dra. Serpa.

LA IMPORTANCIA DEL APOYO FAMILIAR

El retraso de la detección de TEA, provoca un impacto negativo en la calidad de vida. “Es un diagnóstico muy difícil. Muchas veces demora la intervención de los chicos [a cargo de especialistas] porque los padres no asumen que hay un trastorno”, dijo la jefa del Servicio de Medicina Física y Rehabilitación del INSN, Lilian Martínez.

Asimismo, Martínez Álvarez remarcó la importancia de reforzar el área social de los niños con autismo donde tienen que ver las relaciones interpersonales. “Decirles a los padres que no se acabó el mundo. Al contrario, apoyen a su niño, converse más con ellos, tírese al juego, háganle juegos imaginativos, y cuénteles historias. No usen celular ni tablets, les están haciendo daño. Por más que busquen videos o juegos que les enseñen, lo que ellos más necesitan es interrelación social. Es importante la inclusión social y que vayan con niños típicos”.

A su turno, la Dra. Hilda Serpa señaló que, cuando a los padres se les informa que su hijo tiene autismo, sus esperanzas y proyectos de vida deben estar enfocados en el bienestar del pequeño, lo que implica buscar la orientación de profesionales que ayudarán a todos.

“Lo primero es la aceptación. A veces se rompe la familia, en otros casos se restructura y se fortalece para atender a este niño con estas diferencias. Hoy en día existe la educación con terapias especializadas, las cuales ayudan a modificar la conducta del niño para que desarrolle habilidades y pueda llevar una vida estable y feliz, contando con la dedicación y amor de los familiares”.

“Actualmente nuestra sociedad, en los principios en lo que se basa, están en el éxito, competitividad, y el logro económico, pero si uno ve otras cosas puede ver a un chico que le interesa algo y no para hasta conocerlo todo. Son chicos muy hábiles y tienen conocimientos en algunas áreas específicas que le interesan”, agregó.

¿QUÉ ES EL TEA?

El trastorno del espectro del autismo (TEA) es una condición que afecta al funcionamiento de áreas como la comunicación, la interacción social y la flexibilidad del comportamiento de los niños.

El TEA no es una enfermedad y se presenta en distintos niveles en niños, niñas y adolescentes. Está considerada dentro de los trastornos de enfermedades psiquiátricas.

No tiene distinciones pues se presenta en niñas o niños de cualquier nivel socioeconómico, grupo étnico, lugar de procedencia, sexo, religión y otras características y se produce por la confluencia de factores biológicos y ambientales que aún no se han determinado con precisión.

SEÑALES QUE DEBEN TOMAR EN CUENTA LOS PADRES SI HAY RIESGO DE TEA

El INSN indicó algunas señales de autismo en niños y niñas menores de 3 años, y deben tomarse en cuenta:

  • Problemas en el lenguaje: Habitualmente hay un retraso pues algunos no hablan hasta los tres años.
  • La conducta social tiene alteraciones: cuando se le llama por su nombre y no voltea, no fija la mirada, expresa disgusto si lo tocan, llora cuando lo toman en brazos, prefiere jugar solo o irse a los rincones y no tolera los sonidos fuertes.
  • Juegos restringidos y movimientos repetitivos o estereotipados: mucha frecuencia del aleteo, juegan con sus manos como si contaran, puede haber aplausos y balanceos, y en algunos pueden pasarse dando vueltas o corren de un lado para otro. También apilan juguetes (hacen torres y no toleran que modifiquen su orden por tamaño o colores). Entre los intereses repetitivos es cuando repite varias veces una parte del video que le gusta una parte y ocurre lo propio con una canción que es de su agrado.
  •  

¿CUÁNTOS TIPO DE AUTISMO EXISTEN?

El INSN indica que el trastorno del espectro del autismo se divide en tres niveles:

  • Primer nivel (Ya no se le denomina Asperger): El niño o niña con autismo habla, entiende, es autónomo, necesita poca ayuda de sus familiares u otras personas.
  • Segundo nivel: Requiere ayuda de familiares u otras personas cercanas. El menor de edad con autismo puede desarrollar lenguaje, aunque escaso. Necesita terapias del lenguaje y apoyo profesional frecuente.
  • Tercer nivel: Es el más complejo porque el pequeño paciente con autismo necesita más apoyo de la familia. Es dependiente, no pide comida ni ir al baño. A veces tienen fijaciones con objetos. (Correo).

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *