Dos pacientes acusaron de mala praxis a un especialista de la Clínica Metropolitana de Chiclayo; lo que habría ocasionado que ambos pierdan una de sus extremidades inferiores (piernas).

Los agraviados continúan exigiendo justicia. Ellos señalan que realizaron la denuncia en la Superintendencia Nacional de Salud (Susalud) pero, hasta la fecha -según dicen- los hechos quedaron impunes.

PRIMER CASO. En el 2019, Luis Inga Huamán (37) resultó gravemente herido tras ser víctima de un accidente de tránsito.

Este fue derivado de emergencia desde el Hospital Docente Las Mercedes hasta la clínica en mención porque presentaba fractura expuesta en fémur izquierdo.

Ahí recibió atención médica por parte del especialista en Traumatología, Aldo Gilmar Ríos Cruz, quien además lo intervino quirúrgicamente ante sus múltiples lesiones.

“Solo le sacaron una placa (al paciente), pidió S/15 mil para su operación y ni siquiera solicitó la intervención de un cirujano cardiovascular. Luis Inga, después de 7 días de ser intervenido, presentó fiebres porque las heridas se habían infectado debido a su negligencia”, aseguró el apoderado judicial del paciente afectado, Omar Cavero Facho.

Añadió que el médico denunciado, posterior a tres meses de la operación, expuso que la infección en la pierna de Luis Inga ya estaba generalizada y que debía ser amputada.

“¿Cómo va a ser posible que después de tanto tiempo nos de esa noticia? Quizás se podía salvar la pierna con intervenciones quirúrgicas pertinentes”, lamentó.

Precisó que el hecho fue denunciado a Susalud, entidad que multó a la Clínica Metropolitana con 227 Unidades Impositivas Tributarias (UIT); sin embargo, luego emitió una resolución retrayendo el caso, aduciendo que existió mala notificación a las partes.

SEGUNDO CASO. Por otro lado, Edwin Vásquez Bautista, también recibió atención médica por parte del denunciado (Ríos Cruz), pues sufrió de ruptura de tibia y peroné.

Este lo intervino al día siguiente de haber ingresado por emergencia a la clínica; lo que habría complicado su estado de salud.

“Cuando ingresé a la Metropolitana me tuvieron en un pasillo porque no había médico traumatólogo; por lo que postergaron mi operación hasta el día siguiente. Ese tiempo transcurrido permitió que mis heridas de la pierna izquierda se infectaran y producto de ello, me tuvieron que amputar la pierna”, sostuvo.

Agregó que, en su control, escuchó a Ríos Cruz señalar que sus heridas tenían sustancias contaminantes; motivo por el cual, solicitó su traslado al Hospital Regional de Lambayeque.

En su llegada, el especialista de turno solo se vio obligado a amputar la extremidad para evitar una septicemia.

“Denunciamos que Susalud está dilatando el caso para que cuando llegue diciembre se cumpla el plazo para la prescripción y quede archivado”, enfatizó.

Lo denuncian ante el Colegio Médico

Los pacientes afectados, también interpusieron una denuncia en el Colegio Médico de Lambayeque por la presunta mala praxis del médico Aldo Ríos.

Al respecto, el decano de la entidad, Jimmy Agüero, respondió que el proceso continúa en evaluación para que se tomen las medidas sancionadoras pertinentes sobre ambos casos.

Según los agraviados, el médico especialista acusado fue denunciado anteriormente por presunta negligencia.

Por: CLAUDIA CONSTANTINO BARRANTES

 

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *